viernes, 23 de julio de 2010

The End of History


Ya habíamos hablado un par de veces de la cervecería Brewdog de Fraserburgh, Aberdeenshire (Escocia), famosa por fabricar las cervezas más fuertes del mundo, y también por la guerra abierta que mantenían con la cervecera alemana Schorschbräu. Estas dos cervecerías venían disputándose desde hacía unos meses el título de "cervecera que fabrica la cerveza más fuerte del mundo", y también, aunque de manera subliminal, el orgullo patriótico de cada una de ellas.

Todo comenzó cuando los chicos de Brewdog anunciaron que habían fabricado la cerveza más fuerte del mundo: la Tactical Nuclear Penguin, de 32% de alcohol.


Esto no gustó a los alemanes de Schorschbräu, que respondieron diciendo que ellos habían presentado, aunque sin tanta publicidad, su Schorschbock de 40% de alcohol.


Los escoceses respondieron tres meses más tarde con su Sink the Bismarck, de 41% de alcohol, en clara alusión al hundimiento del famoso acorazado alemán por parte de los aliados.

Por si fuese poco con el nombre de la cerveza, hicieron también un vídeo satírico en el que ridiculizaban a los alemanes:

Sink the Bismarck! from BrewDog on Vimeo.

Cuando parecía que los de Schorschbräu, más comedidos, no iban a responder a tal provocación, sacan en el mes de mayo su Schorschbock de 43% de alcochol...


...bajo el titular de: The Frankonian Empire strikes back! (El Imperio Alemán devuelve el golpe), y terminan con un: 'cause Frankonian men don't dress like girls (supongo que no necesita traducción, no?...jj)

Pues bien, ¿alguien se esperaba que la gente de Brewdog no iba a responder a esto?

La respuesta apareció ayer mismo en la página web de Brewdog: The End of History.


The End of History es una Ale belga rubia, de 55% de alcohol en volumen, macerada con ortigas de las Highlands escocesas y con bayas de enebro.

Por supuesto, también hay vídeo promocional:

The End of History from BrewDog on Vimeo.

El nombre de esta cerveza está sacado del libro El fin de la historia y el último hombre (The End of History and the Last Man) escrito por el filósofo americano de origen japonés Francis Fukuyama. En este controvertido libro, Fukuyama define la historia como la evolución del sistema político, y dice que la democracia occidental es el punto final en la evolución política del ser humano y, por lo tanto, de la historia. James Watt y Martin Dickie escogieron este nombre para su cerveza porque con esta cerveza pretenden poner un punto y final en la evolución "alcohólica" de la cerveza, el final de la cerveza, el "no va más"...

Como se puede ver, las botellas vienen forradas en piel auténtica de ardilla gris o de armiño (han sido fabricadas por taxidermistas con animales que habían sido atropellados), todas con su certificado de autenticidad. Con este toque de excentricidad pretenden llevar al límite el diseño en las botellas de cerveza, es decir, algo acorde con la cerveza que llevan en su interior. No debe preocuparse nadie por el número de ardillas o de armiños muertos en las carreteras escocesas, puesto que la producción es muy limitada: 12 botellas nada más, de las cuales sólo 11 están "vestidas". En total se han usado 4 ardillas grises y 7 armiños, con lo cual no hay problema con el suministro de abrigos de piel para la cerveza.

¡Ah! Por si alguien estaba interesado en comprar alguna de las 12 botellas, decir que ya están agotadas a pesar de su precio: 700£ (840€) la ardilla y 500£ (600€) el armiño.

En fin, habrá que ver si hay respuesta por parte de Schorschbräu, porque yo no estoy muy seguro de que sea éste el Fin de la Historia...

¡¡¡Salud!!!

viernes, 9 de julio de 2010

Cosmopolitan

Hoy dejamos de lado la comida para proponer un cóctel de moda: el Cosmopolitan.

Imagen de www.cointreau.es

El origen del Cosmopolitan no está demasiado claro, y no se sabe a ciencia cierta quién fue el primer barman en prepararlo y en bautizarlo con ese nombre. Unos dicen que su origen hay que buscarlo en Provincetown, Massachusetts; otros dicen que el primero en prepararlo fue Neal Murray, de la Cork'N Cleaver Steakhouse de Minneapolis; también John Caine, que tiene varios locales en San Francisco; Cherly Cook, un camarero de Florida; y por último Toby Cecchini, un camarero del The Odeon en Manhattan (Nueva York). A quien corresponda: Thank you!!.

Lo que sí se sabe es que el Cosmopolitan fue creado en los años 70, pero no fue hasta los años 80, con Madonna como principal impulsora, y sobre todo los años 90, gracias a la serie de televisión Sexo en Nueva York (Sex and the City), en que su popularidad subió como la espuma, puesto que era el cóctel preferido de Carrie Bradshaw (Sarah Jessica Parker), la principal protagonista de la serie. Quizá sea por este hecho que se considere un cóctel femenino, pero a mí me seduce igualmente...


Los ingredientes principales de este cóctel son: vodka, licor de naranja, zumo de arándanos rojos (cranberries) y zumo de lima.

El vodka no es necesario que sea de la máxima calidad. Yo uso Absolut, que está bastante bien, pero un Eristoff o un Stolichnaya están bien también.

Como licor de naranja podemos usar Triple Seco, aunque si usamos Cointreau o Grand Marnier el resultado será mucho mejor.

Como zumo de arándanos yo uso uno concentrado que compré hace algún tiempo en Ikea Food. Al ser concentrado no es necesario echar tanta cantidad. El "problema" es que es concentrado de blueberries, que son los arándanos azules, tan comunes en las zonas montañosas de Galicia. El resultado es un cóctel con un color más oscuro de lo normal.

En enero de 2007, la marca de zumos Granini lanzó su zumo de arándanos rojos (cranberries), no sé si propiciado por el auge de este cóctel, y que se puede encontrar ya en la mayoría de supermercados. El zumo de arándanos también se vende en tiendas de productos naturales, de nutrición o herboristerías, puesto que es bueno para las infecciones de las vías urinarias, aumenta el colesterol bueno (HDL), protege y fortalece las paredes de los capilares, entre otras propiedades.

El zumo de lima puede sustituirse por zumo de limón, eso va al gusto.

Las proporciones varían de una receta a otra, así que pongo mis medidas:

INGREDIENTES (para 2 personas):
- 4 chupitos de Cointreau
- 1 chupito de vodka
- 1 y 1/2 chupitos de concentrado de arándanos (o 2 chupitos de zumo de arándanos)
- El zumo de 1 lima o de 1 limón

Imagen de www.perfectcocktail.net

PREPARACIÓN:
1- Se meten las dos copas tipo Martini en la nevera. Si no hay tiempo, se llenan las dos copas con hielo y agua para que se vayan enfriando mientras se prepara el cóctel.

2- Se echan todos los licores y el zumo de arándanos en la coctelera con 4 ó 5 cubitos de hielo. Se exprime la lima (o el limón) y se echan también a la coctelera tanto el zumo como los trozos de fruta exprimida. Se agita bien.

3- Se vierte, a través del filtro, en las dos copas sin hielo.

4- Se adorna con una tira de piel de lima o de limón en cada vaso.


PUNTUALIZACIONES:
- Como ya he dicho, se puede adornar con una tira de lima o de limón, pero hay otro adorno (garnish) mucho más cool: la piel de una naranja calentada con un mechero y exprimida con los dedos para que se quemen los aceites esenciales de la naranja sobre las copas, llenándolas de aroma. Aquí pongo un vídeo de demostración en el que Merlin Griffiths, embajador de Bombay Sapphire, provoca una "explosión de aroma" sobre un Sapphire Cosmopolitan:



Viéndolo a él parece sencillísimo, pero tengo que decir que yo lo he intentado y todavía no lo he conseguido...

- Es mucho mejor usar lima o limón fresco en lugar de usar el que viene embotellado.

- Yo he puesto las medidas que nos gustan en casa, pero un verdadero Cosmopolitan siempre lleva más vodka que licor de naranja. Cada uno debe adaptar el cóctel a su gusto personal.

- Por supuesto, existen muchas variaciones sobre este cóctel, como por ejemplo: utilizar vodka con sabor a cítrico o a frambuesa, del tipo Absolut Citron, Absolut Mandrin o Absolut Raspberri, para darle un toque diferente; o usar curaçao azul en lugar de licor de naranja, con lo que obtendríamos un Blue Cosmopolitan; o un Barbados Cosmopolitan, en el que sustituye el vodka por ron de Barbados; o el Cointreaupolitan, en el que se emplea Cointreau como único licor; y así muchas más...

- Como aperitivo está muy bien pero, a pesar de ser de color rosa, hay que tomárselo en serio (sobre todo si nos pilla con el estómago vacío...)


Para mí, el mundo de la cocteología y la mixología es un terreno por descubrir pero... poco a poco.

¡¡Salud!!

viernes, 2 de julio de 2010

Torta de maíz de Guitiriz

Hoy vamos con un postre de leyenda: la torta de maíz de Guitiriz.


Y digo de leyenda porque existe una leyenda que nos "explica" el origen de este postre, que viene a decir lo siguiente:

En el lugar de O Boedo había una ciudad por la que pasó la Sagrada Familia en busca de cobijo. Llamaron a las puertas de varias casas porque llovía incesantemente, pero ninguna se lo quiso dar. Incluso un zapatero le arrojó una horma a Jesús. Llamaron entonces a la puerta de una mujer que tenía varios hijos. Todos ellos estaban llorando del hambre que tenían. La mujer les dijo que solo podía alojarlos pero no darles de comer. Entonces la Virgen le dijo a la mujer que cogiese cenizas del hogar y que amasase una torta con ellas. Al principio, la mujer fue reticente, y decía que no se podría amasar nada con unas simples cenizas, porque la masa no ligaría. Pero ante la insistencia de la Virgen, la mujer accedió a amasar y cocinó una torta con la que alimentó a todos los presentes. Ante la incredulidad de la mujer, la Virgen dijo que era tan seguro que aquella torta estaba hecha de trigo como que el lugar de O Boedo desaparecería bajo las aguas aquella misma noche por no haberles dado cobijo. Y así fue, a la mañana siguiente todo el pueblo había desaparecido bajo las aguas, bueno, todo el pueblo no, solo quedó a salvo la casa de aquella humilde familia.

Como veis, es una de esas muchas leyendas que hablan de ciudades desaparecidas bajo las aguas debido a la poca hospitalidad de la gente rica, y en las que siempre hay una familia pobre que accede a dar cobijo al necesitado, y que acaba salvándose de las represalias de quien se supone que no tiene ese tipo de sentimientos...

Guitiriz es un pueblo de la provincia de Lugo, famoso por sus aguas medicinales y su balneario, pero también por este dulce del que hoy hablamos.

Si buscáis esta receta encontraréis muchas versiones y todas diferentes. Yo he seguido la receta de delokos, pero he adaptado las cantidades para 6 huevos porque la primera vez que la hice con la receta para 8 huevos se desbordó del molde al subir en el horno y se me quemó parte de la masa en el fondo.

Torta de Guitiriz


INGREDIENTES:
- 110 g de harina de maíz
- 110 g de harina de trigo
- 1 cucharada de gluten de trigo (7 g.)
- 6 huevos medianos, preferiblemente caseros o ecológicos
- 150 g de manteca de vaca cocida
- 240 g de azúcar más un poco para espolvorear
- 5 g de levadura sin aluminio
- La ralladura de un limón
- Un chorro de anís (licor)
- Una pizca de sal


PREPARACIÓN:
1- Precalentar el horno a 180ºC. Se mezcla la manteca a temperatura ambiente con el azúcar, la ralladura de limón y el anís, y se bate con las varillas hasta que se forme una masa homogénea.

2- Se van añadiendo los huevos uno a uno hasta que estén ligados en la masa. Añadir la sal.

3- Añadir las harinas tamizadas, la levadura y el gluten, y mezclar cuidadosamente hasta que no queden grumos.

4- Verter en un molde tipo corona y espolvorear un poco de azúcar por encima antes de meter en el horno. Hornear durante 30 ó 35 minutos a 180ºC con la placa inferior y el aire.



PUNTUALIZACIONES:
- Se puede utilizar harina de fuerza en lugar de harina normal. En ese caso ya no será necesario añadir gluten.

- Aquí en Galicia, la manteca de vaca cocida se puede encontrar con cierta facilidad en el supermercado en la zona de refrigerados, aunque no se encuentra en todos. La venden a granel, es decir, envasada en trozos de diferentes tamaños.
También se puede preparar en casa, para ello, simplemente se pone mantequilla normal a fuego muy suave y se va sacando la espuma que va apareciendo en la superficie. Cuando deje de aparecer espuma se deja enfriar. Se solidificará y ya estará lista para ser usada. Si no la encontráis y tampoco os apetece prepararla, usad mantequilla normal, aunque el resultado no será el mismo. Aquí pongo una foto donde se ve la diferencia entre las dos mantequillas:


La mantequilla tiene un color pálido, mientras que la manteca de vaca tiene un color amarillo más intenso. Se usa normalmente para bicas, roscones, etc.

- Se puede espolvorear el azúcar o bien antes de meter en el horno, como he hecho yo, o bien justo después de sacar del horno, como nos indica delokos. Yo prefiero echar el azúcar antes para que se forme esa costra dulce, como en la bica, pero solo hay que echar una capa muy ligera, porque si no, el peso del azúcar hará que se hunda en la masa al subir.


- El anís ha de ser licor, no semilla. No os preocupéis por el alcohol, porque se evaporará dentro del horno.

- El molde que se debe usar es el de rosca, puesto que es el típico de este dulce.

- El color amarillo intenso se debe principalmente a tres factores: la harina de maíz, los huevos caseros y la manteca de vaca.


Como veis, es un postre de elaboración muy sencilla, solo hay que mezclar los ingredientes, verter en el molde, meter al horno y listo, y el resultado es francamente bueno...